Instituto Saenz

Comunicación Institucional

Comunicación Institucional

25 Mayo 1925 En: Institucional 0 comentario

Nuestra razón de Ser

El Instituto “es la respuesta a un anhelo general (..) y el deseo de dotar a la ciudad de Lomas de Zamora de un establecimiento más de enseñanza, modelo en su género”, dice el acta fundacional.

En efecto, más de 88 años han transcurrido ya, desde que el nombre del Presbítero Doctor Antonio María Sáenz cobija el hacer educativo creciente de la Iglesia católica lomense, dependiente primero de la parroquia Nuestra Señora de la Paz (hoy catedral) y luego, a partir de la creación de la diócesis, del Obispado de Lomas de Zamora.

Un vasto complejo educacional que prácticamente alcanza a todos los niveles de enseñanza, es la resultante de una preocupación permanente de pastores, cuyos nombres (junto a la de muchos laicos) conforman la historia misma de los establecimientos: monseñor Juan Pascual Chimento y monseñor Alejandro Schell.

El primero, con la ayuda y el esfuerzo de muchos fieles vecinos, plasma la idea; y el segundo propagó aquellos ideales y forjó lo que sería su estructura actual.

Monseñor Schell -quien creía que el servicio de su acción pastoral no estaba desvinculado de lo concreto, de nuestra Argentina y de su historia- consideraba que la mejor manera de buscar la sabiduría y el bien tan ansiado por todos era trabajar en la formación de hombres y mujeres a través de la enseñanza. Y fue él mismo quien nos dejó la clave para alcanzar ese objetivo: creer y ser perseverantes en el esfuerzo.

En definitiva, “Educación a partir del concepto de Persona, basado en los valores trascendentales”, es la idea y esencia que da vida al Instituto día a día.-

  

 

25 Mayo 1925 En: Primaria 0 comentario

  

Que el niño: 

... valore y respete la obra creada por Dios a través de las vivencias cotidianas. 

... acreciente su formación cristiana reconociéndose como miembro de la Iglesia. 

... conozca el medio social y natural en el que vive (pasado y presente) para participar activamente en él. 

... actúe con responsabilidad e independencia. 

... se interese por el otro y pueda dialogar. 

... posea estrategias cognoscitivas adecuadas para continuar avanzando en la construcción del conocimiento. 

... utilice todo tipo de lenguajes, como medios de comunicación sensibles y creativos. 

... desarrolle una psicomotrocidad acorde a sus potencialidades. 

... reconozca se esquema corporal y las posibilidades que le brinda su propio cuerpo.

 

 

25 Mayo 1925 En: Institucional 0 comentario

 

“Initium Sapientiae Timor Domini”

Esta frase en latín que aparece en el escudo del Instituto, “Initium Sapientiae Timor Domini”, está tomada de la Biblia, del libro de los Proverbios (9, 10), y significa: “El comienzo (o principio) de la sabiduría es el temor de Dios”.

En 1957, el padre Alejandro Schell es nombrado como “Obispo coadjutor con derecho a sucesión” del entonces Obispo, monseñor Filemón Castellanos.

Monseñor Schell era consciente de la historia de estas tierras y consideraba imperioso seguir trabajando a favor de la paz. Por esa razón, elige como lema de su escudo episcopal la frase en latín: “Funda nos in pace”, cuya traducción es “Danos la paz”.

El lema actual de nuestro escudo hereda la esencia del original, pero cambian sus palabras: “Initium Sapientiae Timor Domini”, que podemos traducir como: “El inicio o el principio de la verdadera sabiduría se encuentra en el respeto que debemos tenerle, por amor, a Dios”.

Resulta esencial comprender  lo que significa “sabiduría” para poder dimensionar lo que implica el lema que forma parte de la insignia que nos representa.

Entendemos por sabiduría, “vivir bien, respetando nuestro ser y el de aquellos que nos rodean y aceptando lo que Dios nos propone como su voluntad, porque esta aceptación nos conduce a Él.

 

Escudo del Instituto

Como quedó dicho, se diseñó haciendo una adecuación del escudo episcopal del segundo obispo de Lomas de Zamora y fundador del Instituto, monseñor Alejandro Schell.

* La estrella: simboliza a María Santísima.

* El color plata: significa vigilancia.

* El color azul: es el color mariano, el color de María. Representa el lucero (simboliza a María), amanece, llega el Sol (Jesucristo).

* El montículo: simboliza el lugar llamado “Lomas”, por esto es verde.

* El olivo: simboliza la paz, y aquí representa la Paz Eterna, Gloria Eterna, Hojas de Oro, metal inalterable. La Paz terrena, Hojas de Plata, metal fácilmente perturbable.

* Fondo rojo: representa el martirio de los santos, la Caridad, el Amor al Prójimo.

* El rojo y el azul: representa Caridad, Justicia y Paz.

* La frase latina: “Initium Sapientiae Timor Domini” está tomada de la Biblia, y significa: “El comienzo de la sabiduría es el temor de Dios”.

 

 

Página 54 de 54